Qué es luz contrapicada

Qué es luz contrapicada
Jugando con la dirección de la luz también podemos jugar con las texturas, los contornos e incluso los colores de los objetos.

Qué es luz contrapicada

Estos tipos de iluminación según su dirección son los siguientes:

  • Luz delantera: La luz frontal es la que está delante del sujeto a fotografiar y detrás de la cámara o del fotógrafo.
  • Luz frontal: Este tipo de iluminación significa que el motivo no tiene muchas texturas y casi ninguna sombra. Fotografiar con iluminación frontal devuelve imágenes planas y bidimensionales.
  • Luz cenital: La luz cenital es la que se produce cuando la fuente de luz se encuentra justo encima del motivo y la cámara. Este es el tipo de luz que el sol causa al mediodía cuando está en su punto más alto. También podemos provocarla en el estudio, pero su uso es menos frecuente ya que, como se ve en la imagen, produce sombras demasiado oscuras y profundas para los retratos.
  • Nadir o luz de contrapeso: Es exactamente lo opuesto a la luz cenital. Se produce cuando la fuente de luz proviene de un plano más bajo que el sujeto y lo ilumina hacia arriba. Este tipo de iluminación también se da poco y exclusivamente con luz artificial para dar efectos muy expresivos a la toma ya que produce sombras muy poco naturales en la cara.

Contrapicado

Hablamos de contrapunto cuando la fotografía se toma desde una posición inferior con respecto al objeto fotografiado.

Con la perspectiva que se crea, el objeto se amplía visualmente, y se imprime en él una sensación de poder y fuerza.

Su uso más frecuente es en la fotografía de edificios, monumentos y arquitectura, aunque también se utiliza para tomar fotografías de personas. Este último tipo de imágenes es el que da al sujeto una apariencia de superioridad y poder.

Iluminación contrapicada

Esta iluminación es justo lo opuesto al cenit. La fuente de luz afecta al objeto desde abajo hacia arriba.

Las fotografías tomadas con esta técnica producen sombras e iluminación poco naturales, especialmente en los retratos de la cara, ya que resalta e ilumina áreas que normalmente están sombreadas. Este tipo de iluminación se utiliza mucho en fotografías que pretenden ser inquietantes y misteriosas.

No hay que olvidar otros tipos de iluminación que serán fundamentales para lograr una fotografía correcta. Estamos hablando de la luz ambiental, la luz de contorno y la luz de los ojos.

La luz ambiental, también llamada luz de fondo, es la que da forma al ambiente alrededor del objeto o sujeto. En la fotografía de exteriores, suele ser la luz que obtenemos de forma natural. En la fotografía de estudio, es la luz que obtenemos por medio de la luz cenital o por el rebote de la luz en un techo blanco.

La luz de contorno, o de contorno, es la luz que vimos antes y que hemos llamado luz semiconductora. Esto nos sirve para perfilar el objeto. También se conoce a menudo como luz 3/4.

Finalmente, tenemos la luz del ojo. Esta luz nos permite reforzar la iluminación en los ojos del sujeto. Se suele hacer con pequeños proyectores que apuntan directamente a los ojos del sujeto.

Entradas Relacionadas